VIERNES 16 DE NOVIEMBRE, 19,30: CINE-FORUM: “TO BE OR NO TO BE” (1942)

CINEFORUM: Viernes, 16 de noviembre a las 19,30 horas

“TO BE OR NO TO BE”

Dirección: Ernst Lubitsch
Guion: Edwin Justus Mayer
Fotografía: Rudolph Maté
Música: Werner R. Heymann
Reparto: Carole Lombard, Jack Benny, Robert Stack, Stanley Ridges, Felix Bressart, Lionel Atwill, Sig Ruman, Tom Dugan, Charles Halton, George Lynn
Género: Comedia
Año: 1942
Duración: 99’

 

SINOPSIS

Segunda Guerra Mundial. Varsovia, durante la ocupación alemana. Una compañía polaca de teatro liderada por el matrimonio de estrellas María (Carole Lombard) y Joseph Tura (Jack Benny), que se encuentran preparando la obra “Gestapo”, tendrá que ceder ante las presiones políticas y sustituirla por el clásico de Shakespeare “Hamlet”. Unos días más tarde estalla la guerra y el ejército alemán toma el control de Polonia y provoca el parón de las funciones teatrales. Al mismo tiempo entra en escena el profesor Siletsky, un espía al servicio de la Gestapo que está a punto de entregar una lista con el nombre de los colaboradores de la Resistencia polaca. Joseph Tura, el actor con un ego al que sólo le ganan sus
celos, se verá implicado en el asunto de espionaje a causa de un admirador de su mujer e intentará evitarlo con la ayuda de los actores de su compañía, haciéndose pasar por el cruel coronel Erhardt y por Siletsky y conseguir así entrar en el cuartel general de las SS para impedir que dicho espía llegue a cumplir sus propósitos.

COMENTARIO

A pesar de que pasa por ser, hoy en día, una de las mejores comedias de la Historia del Cine y una de las más agudas y redondas sátiras políticas con el nazismo en el punto de mira, en su estreno no gozó del favor del público,
pues no se comprendía que alguien pudiese frivolizar alegremente con una amenaza tan seria como aquella y que tenía al país en vilo ante un desenlace que por entonces se desconocía. Tampoco ayudó demasiado el hecho de que Carole Lombard, su protagonista y esposa de Clark Gable, muriese en un accidente de aviación dos meses antes del estreno En definitiva, estamos ante una comedia irrepetible. Solamente Lubitsch sería capaz de hacer una película sobre la ocupación nazi de Polonia y provocar mas risas que terror. A través de una compañía de teatro, sus protagonistas vencieron a la Gestapo; a través del cine, Lubtisch contribuyó a derrotar al Régimen Nazi minando su moral. De hecho, después de ver esta cinta, Goebbels salió enfurecido de la sala de proyección y se retiró inmediatamente a su despacho en el Ministerio de Propaganda.